salento

el eje cafetero: salento, valle de cocora y fincas cafeteras

En este post os voy a contra nuestra experiencia de 4 días por el eje cafetero colombiano, donde combinamos la visita del pueblo de Salento, un trekking por Valle de Cocora y la visita a una finca cafetera. Sin duda puedo decir que fue uno de nuestros destinos favoritos del viaje por Colombia! Ésta será una parada para desconectar del ritmo frenético de la ciudad y adentrarnos en la selva, disfrutar de la naturaleza en estado puro y conectar con nosotros mismos. 3 días para nosotros, nuestra mente y nuestro cuerpo. Un paréntesis en nuestra ruta por Colombia que nos dejará con ganas de más.

_CÓMO LLEGAMOS_

Salento se encuentra situado en el departamento de Quindío y está a más de 2.000 metros de altura sobre el nivel del mar. Para llegar a Salento tenemos varias opciones: llegar desde Pereira o llegar desde Armenia. Sea desde el punto que sea que os encontréis en Colombia lo mejor es llegar a uno de estos dos lugares (como os comentaba en el post inicial, cuidado con el aeropuerto de Pereira!) y desde allí tendréis que coger un mini-bus o van que os llevará a Salento. El autobús en Salento parará primero en la estación de autobúses y luego hará otra parada en la plaza del pueblo. Si queréis volver a Pereira o Armenia en un día y/u hora concreto os recomiendo comprar el ticket de autobús de vuelta a Pereira o Armenia el día anterior, ya que puede ser que se agoten y tengáis que esperar al siguiente. La estación de autobuses está a unos 10 minutos caminando de la Plaza de Salento, por lo que podéis ir en cualquier momento.

Como nosotros nos encontrábamos en Pereira, cogimos un autobús desde la Terminal de Autobuses con la empresa Alcalá hasta Salento, y el ticket nos costó 7.500 COP. La Terminal de Pereira es un poco caótica, pero sólo tendréis que buscar las taquillas de la empresa Alcalá (en el piso -1). Hay muchos horarios pero conviene saber con antelación cuál queremos coger. Nosotros cogimos el autobús de las 09:40, y como llegamos con tiempo suficiente nos dio tiempo a desayunar allí mismo (hay muchos puestos de comida y pequeños comercios). El autobús que nos llevó tenía una capacidad para unas 30 personas y era bastante viejo, pero bueno. Nosotros no quisimos dejar las mochilas abajo (en el maletero), y como el autobús iba lleno tuvimos que llevarlas encima nuestro. Tras una hora de trayecto que se hace bastante ameno por el impresionante paisaje, el autobús parará en la Terminal de transportes de Pereira. No hace falta que os bajéis, ya que luego va a parar en la Plaza Bolívar de Salento, y de ahí podréis ir andando hasta vuestro alojamiento.

_TRANSPORTE LOCAL_

Bueno, esto realmente no se merece un punto y aparte porque todo Salento se visita a pie PERO haremos una excepción para explicar que a todas las excursiones que hagáis llegaréis en Willy. ¿Y qué son los Willyz? Pues nada más y nada menos que unos Jeep de colores cantarines que transportan entre 8 y 12 personas. Uno o dos van de copilotos, y 4 o 6 personas van en los asientos interiores y 2, 3 y hasta 4 personas van de pie en la parte trasera agarrados a unos barrotes. Yo he probado todas las opciones y, a pesar de lo miedosa que soy, he de decir que ir de pie es la mejor de las experiencias! 😉 A pesar de que el trayecto es algo “abrupto”, basta con agarrarse bien y disfrutar de las vistas!

_ALOJAMIENTO_

Salento es un pueblo muy pequeño por lo que todo queda muy cerca, así que da relativamente igual dónde os alojéis exactamente (en cuanto a localización) aunque si queréis estar en pleno meollo tendréis que elegir un hotel/hostal cerca de la calle Real, que es la arteria principal. Hay algo de ambiente por la noche y es muy seguro andar por las calles, así que si podéis salid a dar un paseo después de cenar o ir a tomar algo. Como os comenté, nosotros nos alojamos aquí:

Hostal Musinga – Dirección: Carrera 5 #2/47 Salento, Quindío – Colombia

Precio: 17€ (58.000COP) /noche en habitación doble con baño privado. Nos alojamos 2 noches.

Este hostal también se puede encontrar en la web de Airbnb y el precio es más barato. Es un matrimonio colombiano con dos hijos que reformaron su casa y ahora alojan a gente. Ellos duermen en una de las habitaciones, por lo que están siempre disponibles para sus huéspedes para cualquier cosa que necesiten. Tienen habitaciones dobles y para grupos. Nos dieron muy muy buenos consejos durante nuestra estancia en Salento y estuvimos conversando  mucho con el marido y jugando con Emilio, el hijo pequeño. La localización es PERFECTA (al lado de la calle Real, cerca del mirador y a dos minutos de la Plaza). La habitación tiene cama doble, mesa y estantería. El baño es amplio, con agua caliente y lo básico. No sé qué tal son otros hostales por la zona, pero en cuanto a calidad/precio está bastante bien.

_CONSEJOS y CURIOSIDADES_

  • Si en vuestro viaje por Colombia vais a hacer más trekkings os recomiendo llevar unas buenas botas de montaña o sino unas zapatillas de deporte con suela gorda y de agarre (muy importante) para hacer la excursión del Valle de Cocora muuucho más placentera.
  • La temperatura de Salento ronda los 15-18ºC y por la noche suele refrescar un poco.
  • En la misma plaza hay un supermercado donde comprar cualquier cosa que necesitéis. Abre muy temprano y cierra sobre las 20:00 hrs.
  • Hay cajeros automáticos para poder sacar dinero.
  • Reservar vuestro billete de autobús de vuelta con 1 día de antelación, ya que suelen llenarse! Nuestro bus a Pereira nos costó 7.500 COP y lo reservamos la tarde anterior.

_RESTAURANTES_

  • El rincón de Lucy: es un restaurante bastante antaño y destartalado pero que nos lo recomendó el chico del alojamiento y decidimos probarlo. Lo mejor son los desayunos: huevos, arroz, frijoles, bollito dulce (tipo buñuelo), arepa y café por sólo 6.500 COP! Bastante recomendable, también por lo peculiar del lugar! Está situado en la Calle 4 con la calle real (hace esquina)
  • La Parrilla: restaurante súper recomendable donde podéis probar la mejor trucha de Salento en cualquiera de sus formas: a la brasa, a la marinera, con ajo… Riquísima! También podéis probar aquí el Patacón con todo, una delicia (aunque grasosa!). El restaurante está muy bien, con muy buenos precios, unas vistas impresionantes y además tienen WiFi! Nosotros comimos aquí dos veces! Está situado al lado de la Iglesia, en la calle 5 y carrera 7 (veréis que tiene un Jeep y la parrilla es la parte de delante, muy peculiar!)
  • Todo Rico: este restaurante situado en plena Calle Real entre la calle 5 y la 4 tiene comida colombiana y también hamburguesas! Si estás aburrido de las arepas éste es tu sitio! Aparte tienen batidos, ricos zumos y WiFi!
  • Para tomar algo por la noche no os perdáis “Kafé del Alma”. Una amplia carta de bebidas tradicionales, cocktails y café os esperan en este local con mucho ambiente! Está situado al final de la calle Real, justo antes de las escaleras que suben al Mirador.
  • Probar el Aguapanela: es un té (se sirve frío o caliente) con caña de azúcar y hay muchas variedades: con limón, con frutos, con clavo y canela…

_QUÉ HACER EN SALENTO_

Cuando uno ve Salento en un mapa se tira las manos a la cabeza pensando qué va a hacer allí durante 3 días. Bueno, pues Salento es uno de esos destinos en los que, a pesar de su tamaño, podrías tirarte días y días sin llegar a aburrirte. Aquí disfrutaremos de la calma, el silencio, la naturaleza, la paz…pero también de actividades al aire libre y conectar con los locales. Este destino servirá para frenar y desconectar del ritmo frenético de la ciudad y de cualquier cosa que pueda estresarnos. Salento aún conserva ese aire colonial antioqueño y sus habitantes disfrutan cada día de los turistas y les abren sus puertas. Es un lugar donde disfrutar de cada paso, cada esquina, cada tienda, cada sabor, cada rincón…abre los ojos y déjate llevar.

Como os decía antes, el autobús os dejará en la plaza principal de Salento: la Plaza de Bolívar, donde veréis siempre gente pasando el rato alrededor de la estatua del archifamoso Simón Bolívar. En esta plaza podéis encontrar la Iglesia Nuestra Señora del Carmen, varias tiendas, bancos, restaurantes, un supermercado y la comisaría de policía. La calle que queda a mano izquierda mirando la Iglesia de frente se llama Calle Real, la calle más concurrida de Salento. Esta calle está repleta de tiendecitas de artesanía y souvenirs y de restaurantes, pero lo que llama la atención son sus coloridas fachadas, sus balcones de madera y los zócalos de cada casa pintados con llamativos colores. Al final de esta calle veréis una empinada escalinata por la que te esperan 253 escalones para llegar al Mirador Alto de la Cruz donde, como recompensa, tendrás unas vistas de todo el pueblo. Sin embargo, si no quieres subir los escalones, sigue recto por la Carrera 4 hasta el final y sigue el camino que asciende. Una vez aquí llegarás a un mirador que da la espalda al pueblo para ofrecerte unas espectaculares vistas a la montaña e inicio del Valle de Cocora y el río Quindío. Sigue el camino de madera que queda a mano derechay luego continúa por un camino de tierra que verás (no tiene pérdida porque es el único camino posible). Camina 5 minutos y habrás llegado a lo alto del Mirador y disfruta de las vistas sobre el pequeño pueblo de Salento. Luego desciende la escalinata y acaba paseando la Calle Real. Cuando paseéis por la Calle Real fijáos en un pequeño pasaje que hay en uno de los lados: el Pasaje Real. Entrad y descubrir más tiendas y locales! Luego seguid recorriendo la calle hasta volver a la Plaza Bolívar y sentáos en alguno de los restaurantes a disfrutar de este pequeño pueblo. Luego podéis seguir recorriendo sus empinadas y pequeñas calles alrededor de la Calle Real. Lo que más llama la atención de Salento es el color de los zócalos de las casas, sus balcones con flores, lo amable que es la gente y la paz que se respira. Si tenéis oportunidad, probad las arepas y empanadas de los puestos callejeros.

 

vistas desde la primera parte de la subida al mirador, la que da la “espalda” a Salento

vistas desde el mirador hacia la calle Real y Salento

calles de Salento

¿Cuántos días dedicarle a Salento? Bueno, la respuesta no es sencilla ya que depende del plan que llevéis y de la duración de vuestro viaje por Colombia. Nosotros estuvimos 2 días y medios y éste fue nuestro plan:

Día 1: Llegada. Llegamos por la mañana desde Pereira, por lo que tuvimos toda la tarde para pasear por Salento y descubrir sus encantos sin ninguna prisa.

Día 2: Valle de Cocora. Esta excursión es un trekking de unas 5 o 6 horas por un bosque donde descubriréis el tesoro de la región: las palmas de cera, unas palmeras que pueden alcanzar hasta los 60 metros de alto! Una experiencia que te dejará sin aliento y para la que tendrás que reservarte un día entero. Os cuento todo al detalle aquí (disponible en breve!).

Día 3: Visitar una Finca cafetera. En este tour descubrirás cómo se cultiva el café en una finca cafetera. Hay muchas fincas que hacen el tour, pero yo os recomiendo ir a la que cultivan sin usar fertilizantes ni pesticidas, ya que aparte te contarán cosas muy interesantes sobre el compost y otros métodos de cultivo. Para hacer este tour nos reservamos medio día, por lo que después de comer pusimos rumbo de vuelta a Pereira, aunque podríamos habernos quedado más horas y volver a Pereira más tarde. Os cuento todo al detalle aquí (disponible en breve!).

** Otra de las actividades que hacen algunas personas es hacer un tour a caballo. No sé muy bien qué se recorre, ni cuánto dura ni el precio, pero si tenéis más tiempo puede que os interese.

** Si os gusta el trekking podéis ir a la agencia “Fog Walkers” donde os podrán organizar algún tour.

¿Qué os ha parecido? ¿Listos para descubrir Salento y sus alrededores vosotros mismos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *